PARTICIPACIÓN CIUDADADA

El próximo jueves día 12,  el Concejal Delegado de Iniciativa por Aranjuez en el gobierno municipal (PSOE e In-Par), y  responsable del área de Participación Ciudadana, propondrá al Ayuntamiento Pleno la aprobación del nuevo  reglamento de participación ciudadana.  El texto propuesto sustituirá al que está en  vigor, aprobado en el año 2006,  y recoge y actualiza las modificaciones propuestas en el proceso de participación que se abrió en octubre del 2016 y que había quedado sobre la mesa hasta Enero de 2018. Es en ese momento, con la llegada de Iniciativa por Aranjuez al gobierno municipal, cuando se retoman los trabajos  y aportaciones realizadas, se plasman en un nuevo texto con una redacción más actualizada y se somete a una última ronda de aportaciones por parte de las asociaciones y entidades ciudadanas así como por parte de todos los partidos políticos que componen la corporación municipal.

Junto a otros muchos proyectos y objetivos, en  In-Par  teníamos  claro, ya desde 2015, estando en la oposición, que  la modificación de este reglamento era prioritaria. En primer lugar porque la participación ciudadana forma parte del ideario de nuestro partido. No concebimos la gestión municipal sin una auténtica  participación de los ciudadanos, de manera individual  y  colectiva, en las  decisiones que les atañen. Una participación que, junto con la transparencia, sean no un objetivo en si mismas, sino una herramienta eficaz para el control del trabajo y la toma de decisiones políticas. Una participación que nos haga crecer en ideas y cuestionarnos permanentemente el trabajo político.

En segundo lugar, es muy necesaria la aprobación de este reglamento porque sin las modificaciones  que en él se proponen, no sería posible avanzar en la gestión de la participación en muchos otros consejos sectoriales, deportes, educación, sanidad, consejo ciudad etc, no sería posible darle a estos y otros ámbitos de participación que pudieran aparecer, un verdadero carácter democrático y abierto, dejando de  ser lugares controlados y dirigidos por la institución en beneficio propio.

Trabajando por tanto con ese objetivo,  se ha presentado para su aprobación un texto que, con  carácter general, aporta interesantes novedades como:

  • Reconocer y regular el derecho de participación de todos los vecinos, individual y colectivamente, independientemente de si están organizados o no.
  • Sitúa a la Oficina de Atención al Ciudadano y a la Secretaría General, como centros del derecho a la información y garantía de participación, como departamentos referentes para la petición y la propuesta, con plazos concretos de respuesta, y como instrumentos de garantía eficaz en la gestión de la queja o sugerencia aportada.
  • Introduce fórmulas distintas, más allá de las quejas o peticiones de citas, que a través de la Auditoría Pública regulada para que los vecinos puedan recibir de los distintos responsables municipales explicación directa sobre las propuestas, o aclaraciones a las dudas sobre la gestión en una delegación, que les sean de interés directo. Con garantía de plazos, de representatividad y legitimidad de los solicitantes de audiencia
  • Desarrolla el procedimiento de las iniciativas y consultas populares, apuntadas en el anterior documento pero no desarrolladas. Se plantean el hecho de que sean inequívocas en su procedimiento y, por supuesto, viables y ejecutables por los departamentos implicados.
  • Recoge la participación directa en los plenos, ya regulada, pero que avanzando hacia otras fórmulas, que no sólo permitan trasladar Ruegos y Preguntas, sino también propuestas a través del mayor órgano de participación ciudadana, que es el Consejo Ciudad, dando cabida a la ciudadanía para plantear propuestas al pleno.
  • Aporta otro ámbito de registro, para la inscripción de nuevas entidades de colectivos, plataformas, coordinadoras, etc., sin personalidad jurídica, pero con legitimidad para la participación.
  • Equilibra la representación política y ciudadana  de los Consejos, y establece la posibilidad de dirección distinta a la de los representantes políticos, como una necesidad de adaptación acorde a las demandas de los vecinos.
  • Regula las convocatoria de los consejos, de una manera democrática  y  no presidencialista.
  • Impulsa los Consejos de Barrio como verdaderos órganos de diálogo, sin jerarquías, flexibles, donde los vecinos lleven la voz cantante, cuestión de vital importancia para Aranjuez.
  • Diseña y pone en marcha un Consejo Ciudad como máximo órgano de representación ciudadana, real, equilibrado y con posibilidad de propuesta.
  • Considera las propuestas de los órganos de participación, que debe ser una obligación previa a la toma de decisiones importantes que les afecten.

La orientación política está clara en este texto, un texto que toma una dirección inequívoca pero que, efectivamente es eso, solo un texto, que no servirá absolutamente de nada si detrás no hay una auténtica voluntad de hacer mejor las cosas en este terrero,  de lo que se han hecho hasta ahora.

Como partido político tenemos muchas más propuestas aún en la carpeta, sabemos que hoy en día son muchas las practicas en participación que nos enseñan el camino por  donde deberíamos transitar,  nos hemos fijado en muchas de ellas, hemos copiado y pegado literalmente propuesta interesantes de otros municipios, y hemos mirado con cierta envidia hasta donde pueden,  ya hoy,  llegar algunos. Pero sabemos también que para llegar hasta ellas hay que situarse en mejor punto de partida que el que tenemos actualmente, tanto a nivel político como económico.  Y por eso optamos. Cabe, como no, situarse mucho más allá y plantear que no es posible apoyar lo que se propone  porque aún falta mucho, sería una opción, pero a nuestro entender una opción con un riesgo enorme, por eso optamos por ir caminando poco a poco, sin perder el horizonte.

De la misma manera que no se ejerce la participación desde la institución, sólo con aprobar un texto con más o menos fortuna, tampoco se ejerce ese derecho desde la ciudadanía solo con invocar la voluntad de los políticos. Unos y otros deberemos creer en ello de verdad, y cada uno trabajar en su ámbito para mejorarla. Integrarse en los consejos, participar del debate, animar a la participación en nuestro barrio, denunciar con claridad cuando se obstaculice,  salir del ordenador y las soflamas y remangarse a pie de calle debe ser también una opción, es de hecho una opción para In-Par, que seguirá en el ámbito participativo, desde cualquier posición en la que estemos, trabajando por mejorarlo.

Aranjuez julio de 2018

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s